Los dueños de los perros siempre han creído que su entiende cada palabra que se les dice. No es raro encontrar personas que hablen con sus perros en un paseo por el vecindario o que hablen con ellos en casa para contarles cómo les fue en el día. Curiosamente, a los científicos les ha llevado mucho tiempo descubrir lo que nosotros (los dueños de perros) sabemos desde hace tiempo: los perros pueden entender nuestro idioma.

Nuestros amigos de cuatro patas pueden entender tanto las palabras como la entonación. Como los humanos, los perros usan el lado izquierdo de su cerebro para procesar las palabras y el lado derecho para entender el de la voz.

Un estudio reciente realizado en Hungría demostró que los perros pueden combinar tanto las palabras como la entonación, al igual que los humanos, para comprender las órdenes y obtener un significado más completo de lo que les decimos. Esto no implica que puedan reconocer cada palabra que decimos, sino que pueden diferenciar palabras con y sin significado. La repetición es clave para enseñar ciertas órdenes a su perro, por lo que la entonación es importante. Los perros tienen un “centro de recompensa” en su cerebro que procesa estímulos positivos tales como ser acariciados, frotados o recibir buena comida, que se estimula cuando escuchan elogios combinados con el tono positivo adecuado.

Entonces, si los perros son capaces de entender lo que decimos, también podríamos plantear esta pregunta:

¿Los perros pueden ser bilingües?

Por supuesto. A través de la repetición, un perro puede aprender cualquier cosa. Por lo tanto, si planea mudarse a otro país donde no hablan su idioma, no se preocupe, tanto usted como su perro podrán comunicarse en el nuevo entorno.

Otro aspecto de la comunicación canina es el corporal. Si alguna vez ha llevado a un perro a pasear, es probable que ya haya notado sus reacciones frente a otros perros y a seres humanos. La manera en que interactúan con otros perros en el parque puede darle una idea de sus emociones y cómo se comunican entre sí. Ellos tienen su propio universal. Si usted conoce sus reacciones puedes prácticamente enseñarles nuevas instrucciones y familiarizarlos con elogios en otro idioma.

Según los científicos, los resultados de este estudio son impactantes y sorprendentes, pero por supuesto, nosotros los dueños de perros hemos sabido esto desde siempre. Así que la próxima vez que hable con su perro mientras está afuera y la gente lo mire raro, dígales que ahora tiene pruebas científicas de que su pequeño sabe lo que está diciendo. Quién sabe, podría llegar el día en que ser un intérprete de lenguaje canino sea algo real, y estaremos allí para ayudarlo.

Etiquetas: