Una buena comunicación es fundamental para lograr el éxito de toda compañía en cualquier industria, especialmente en el mundo globalizado actual. Además, es la empresa quien debe establecer determinadas pautas y métodos que coincidan con sus objetivos y necesidades,  para que los empleados puedan comunicarse con sus compañeros. Sin embargo, las empresas de traducción se diferencian de otros tipos de compañías, principalmente porque gran parte del trabajo lo realizan trabajadores independientes, que no trabajan en las oficinas de la empresa como empleados de tiempo completo y que en muchas ocasiones, se encuentran en países completamente diferentes. Como consecuencia, la mayor parte de los lingüistas de la compañía se encuentran en zonas horarias opuestas y trabajan en condiciones muy diferentes. Debido a estas diferencias, las empresas de traducción se enfrentan a un desafío único: cómo facilitar la comunicación entre los lingüistas que trabajan en un determinado proyecto. Según el tipo de proyecto, puede ser necesario que los lingüistas tengan comunicación directa, aunque en otras ocasiones puede no ser conveniente.  Veamos algunas ventajas y desventajas de cada caso.

Ventajas

Cuando a los lingüistas que colaboran en un proyecto se les permite trabajar en conjunto de forma directa y conocen la información de contacto del otro (como por ejemplo nombre, dirección de correo electrónico y de Mensajería Instantánea, números de teléfono, etc.), pueden consultarse de manera fácil y directa acerca de terminología y el estilo, entre otros aspectos de la traducción. Concretamente, esto hace el trabajo del editor (ver la publicación del blog Las distintas funciones del traductor y del editor) más fácil, al permitirle consultar al traductor sobre ciertas elecciones de términos. También mejora la coherencia en el estilo. Además, el hecho de permitir a los lingüistas que trabajen en conjunto puede reducir el trabajo de la agencia de traducción, al eliminar la necesidad de facilitar la comunicación entre dos o más personas que estén trabajando en un proyecto.

Desventajas

Sin embargo, dado que la información en todos los casos es más o menos confidencial, no siempre es pertinente que los lingüistas tengan contacto directo. En primer lugar, puede promover una comunicación informal entre los lingüistas por fuera del control de la compañía. A pesar de que también puede ser positivo y ayudar a fortalecer al equipo, puede causar varios problemas como: manejo imprudente de información confidencial; promover la conversación sobre temas que no estén relacionados con la tarea a realizar -incluyendo chismes- y puede reducir el rol de intermediario de la compañía y la capacidad para gestionar el proyecto de manera efectiva. Por lo tanto, a menudo, es más conveniente que la empresa de traducción facilite activamente la comunicación entre los lingüistas que colaboran en un proyecto de traducción.

Una posible solución a las desventajas de la comunicación directa es la creación de una plataforma online que permita la comunicación entre los lingüistas en un entorno controlado y profesional. Esto permitiría aprovechar muchas de las ventajas de este tipo de comunicación durante el proyecto, mejorando de manera efectiva la calidad general. A falta de dicha plataforma, una política de comunicación efectiva será suficiente.

 

Etiquetas: