21079570

No cabe duda alguna de que los traductores enfrentamos diferentes desafíos al momento de traducir. Sobre todo cuando abordamos trabajos literarios nos topamos con variados obstáculos culturales que debemos sortear con una buena solución. Por supuesto, entre ellos encontramos a los famosos .

Los proverbios envuelven un abanico cultural importantísimo, pues expresan realidades de cada sociedad, vivencia, época y experiencia político-económica. Aunque muchos de ellos datan de largo tiempo, los seguimos utilizando con naturalidad en nuestras conversaciones diarias.

Ahora bien, a la hora de traducirlos pueden volverse un verdadero reto para el traductor, porque buscar un equivalente correcto, que suene natural y que exprese la misma idea del proverbio original puede resultar una tarea muy compleja de resolver.

Existen, por un lado, proverbios que son fáciles de identificar entre un idioma y otro, debido a las similitudes que existen entre ellos y a las cercanías culturales de los distintos países donde se hablan dichas lenguas. Como ejemplo, podemos mencionar “A caballo regalado no se le mira los dientes”, que en inglés tiene el equivalente “Don’t look a gift horse in the mounth”, o “Más vale pájaro en mano que cien volando” para el que los hablantes de inglés dicen “A bird in hand is worth two in the bush”. Sin embargo, por el otro lado, existen otros proverbios que resultan muy difíciles de pasar a otro idioma sin caer en una . Por ejemplo, el proverbio usado en Argentina “Tomá mate y avivate” (expresión que se le dice a alguien cuando sorprendido toma consciencia de algo, que se origina porque el mate es una bebida que se bebe para quedar despabilado)… ¿cómo se lo expresaría en inglés? O como en Uruguay que se utiliza popularmente el proverbio “Blanco como hueso de bagual” para hacer referencia a alguien que está ligado al Partido Blanco (partido político nacional)… ¿cómo buscar un equivalente en otro idioma? Incluso, ¿cómo buscar un equivalente en el mismo español?

Así pues, nos encontramos con una ardua y compleja tarea, como es la de transmitir estos mensajes, pues los proverbios están marcados por de sabiduría popular de una determinada y un período histórico definido. Y para no darle la razón al proverbio que reza “Los éxitos tienen muchos padres, y los fracasos suelen ser huérfanos”, los traductores deberán recurrir a todas las fuentes posibles de investigación para lograr un trabajo de alta calidad y acorde a las exigencias de nuestros clientes. Sin dudas, todo un reto a superar.

Etiquetas: