research  La tarea del traductor no es tan fácil como suena o como parece. No consiste simplemente en sentarse a leer un texto y re-escribirlo en nuestra lengua materna.

En su gran mayoría, los traductores profesionales son también estudiantes ya que en esta carrera es necesario continuar con la formación post-graduación con el objetivo de estar actualizados en todas las áreas de estudio además de las relacionadas con la traducción en sí.

El traductor especializado en un área en particular (por ejemplo: legal) deberán estar al tanto de cualquier cambio, novedad o vocablos nuevos de su área de conocimiento. Además, es necesario informarse y saber acerca de las nuevas herramientas de traducción que surgen en el mercado ya que, de esta manera, podrá ampliar su cartera de clientes y su área de trabajo.

Además de estudiante, el traductor es “investigador”. ¿Por qué? Porque el trabajo de un traductor profesional requiere de conocimientos infinitos. Es recomendable que, como traductores, nos especialicemos en un tema determinado. Sin embargo, nuestra curiosidad nos supera y es por eso que nos tentamos de tomar trabajos relacionados con distintas áreas. Ya sea medicina, ciencias sociales, tecnología, manuales técnicos, cuentos infantiles, folletos para alguna compañía… ¡todo nos interesa! Asimismo, el traductor es el dueño y responsable del texto entregado y, para lograr un buen producto final, se deberán hacer investigaciones profundas e interminables. El proceso de aprendizaje continuo es algo cotidiano en la vida del traductor.

No podemos dejar de lado nuestro rol como escritores. No solo debemos tener un conocimiento profundo de ambas lenguas (idioma fuente e idioma meta) sino que nuestra ortografía, gramática y uso de vocabulario debe ser perfecto. No es nada fácil mantener una consistencia tanto en el estilo del texto que estamos narrando como en el vocabulario utilizado. Esto requiere de mucha concentración y práctica, además de años de estudio y preparación.

Lo más lindo de todo esto es cuando, una vez entregado el texto final, recibimos felicitaciones del cliente por la excelente calidad y la labor realizada. Esto significa que hemos cumplido con sus expectativas y que seremos su primera opción al contratar servicios de traducción en un futuro.

Etiquetas: