El es el deporte más popular del mundo. En todos los rincones del planeta se juega al . Por eso es normal que en el nivel más alto de los clubes, las competencias nacionales y continentales de Europa, haya jugadores de una amplia variedad de nacionalidades y culturas diferentes. Y tantas nacionalidades y culturas conllevan muchos .

La competencia de clubes más prestigiosa en el mundo es la Liga de Campeones de la UEFA, en la que los mejores clubes de todo el continente compiten para coronarse campeones de Europa. Hace algunos días, se llevó a cabo la final de la Liga de Campeones en Cardiff, Gales, entre Real Madrid de España, y la “Vecchia Signora”, Juventus, de Turín, Italia. El equipo inicial del Real Madrid constaba de tres españoles, dos franceses, dos brasileños, un portugués, un alemán, un croata y uno costarricense; en de Juventus tenía cuatro italianos, dos argentinos, dos brasileños, un alemán, un croata y un bosnio. Entonces, ¿cómo se comunican los jugadores y entrenadores de los equipos internacionales como estos? ¿En qué idioma se comunican?

La respuesta, a todas luces, es que depende del equipo y los jugadores. Para la mayoría de los equipos, el idioma principal es el de la región donde se encuentra el equipo. Sin embargo, en muchos casos en que los compañeros vienen de todas partes del mundo, el inglés es el único idioma que tienen en común, y por lo tanto es el idioma principal que se utiliza para la . El director de cine, escritor y activista italiano Pier Paolo Pasolini también escribió un famoso artículo en 1971 en el que planteó la teoría de que el fútbol en sí es un lenguaje, que no necesariamente tiene que escribirse o hablarse, pero sin embargo puede comprenderse y utilizarse para la .

Por supuesto, los jugadores y los entrenadores que vienen del extranjero suelen esforzarse mucho por aprender el idioma del país o región de su nuevo club. Las clases de idiomas y la juegan un papel importante en este caso. Dos de los ejemplos recientes más famosos son los directores técnicos de alto perfil Mauricio Pochettino y Pep Guardiola. Cuando el argentino Mauricio Pochettino llegó por primera vez en Inglaterra como director técnico de Southampton, en las entrevistas contaba con un intérprete de español-inglés; sin embargo, durante esta época al mismo tiempo estudiaba para mejorar su inglés, y ahora lleva a cabo todas sus entrevistas en inglés por su cuenta. Y después de aceptar el cargo de director técnico en el Bayern München de Alemania, el catalán Pep Guardiola trabajó arduamente para aprender alemán antes del inicio de la temporada siguiente, estudiando varias horas por día con un tutor personal.

La barrera del idioma en el fútbol europeo puede parecer un obstáculo insuperable, pero gracias al esfuerzo de los jugadores y directores técnicos, este obstáculo se puede superar. El secreto del éxito radica en algo a que los atletas de nivel mundial están muy acostumbrados: el trabajo arduo y el entrenamiento constante.

(Foto de: Кирилл Крыжановский)

Etiquetas: