Los beneficios de la traducción automática son incomparables. Tal es así que hace apenas unos años (en 2009), Google lanzó una herramienta (complementaria de Google Translate) mediante la cual se puede traducir todo el contenido de un a 51 idiomas. Con esta herramienta, si uno accede a una página Web en un idioma desconocido, basta con que el explorador esté predefinido en nuestro idioma para que el se traduzca automáticamente. Con solo apretar un botón que aparece en el margen superior izquierdo del explorador, se podrá traducir automáticamente la página, en cuestión de segundos. Por supuesto, se necesita instalar el complemento (plug-in) de esta herramienta.

Pero esto es solo el inicio: durante estos últimos 3 años, Google trabajó intensamente para mejorar esta herramienta aún más. Desde el lanzamiento de esta herramienta, millones de sitios Web incorporaron este plug-in a sus páginas de inicio. Hoy por hoy, Google ofrece la posibilidad de mejorar la , aunque esta no alcance un nivel de perfección que solo podría lograrse por medio de inteligencia artificial.

Se trata de una nueva función de esta herramienta que, momentáneamente, está en una etapa de prueba (beta). A través de esta nueva función, no solo se podrá traducir automáticamente el contenido de un sitio Web, sino que también  se podrá personalizar y mejorar. Bastará con agregar un (es decir, una etiqueta perteneciente al código html de los sitios web) de personalización de un sitio para que el explorador de Google (Chrome) lo pueda individualizar. De esa forma, se podrán ver las traducciones personalizadas y hasta se podrá sugerir una nueva versión de la traducción en caso de que se quiera modificar.

Para incorporar este meta tag al sitio Web, solo basta con instalar el plug-in de Website Translator (traductor de sitios Web) una vez que haya iniciado sesión en el explorador. Al visualizar la traducción de un texto, seleccionar “Contribute a better translation” (Sugerir una mejor traducción) y, de esa forma, se podrá modificar el contenido de esa traducción. Las modificaciones hechas se actualizarán en el sitio de manera online automáticamente. Si otro usuario, en cambio, decide aportar una mejor versión, quedará pendiente hasta que el moderador del sitio la apruebe. De esta forma, la traducción del sitio Web puede ir puliéndose de a poco.

Etiquetas: